El Código del dinero

Conquista tu libertad financiera

Raimon Samsó

Precio: 15€

Los problemas de dinero no se solucionan como más dinero, sino con otra mentalidad completamente distinta a la que normalmente tenemos. Hace falta un cambio total de mentalidad. Pensamientos pobres, comportamientos pobres, resultados pobres, pensamientos ricos, comportamientos ricos, resultados ricos. Todos tenemos problemas de dinero, incluso los ricos, la diferencia está en la muy distinta mentalidad a la hora de afrontarlos.

Depender de una única fuente de ingresos es una temeridad. Todo el mundo debería aspirar a tener un sistema de ingresos múltiples y variables. Esa es la mentalidad de los ricos. Los ricos invierten en activos que a su vez generan flujos de caja, ingresos continuos y mantenidos en el tiempo. Invierten, no especulan. Buscan tener unas buenas rentas duraderas en el tiempo y no simplemente la ganancia inmediata. Son capaces de pensar en el largo plazo y no en la satisfacción inmediata, en el corto plazo.

Crean ingresos pasivos y no ingresos activos. Los ingresos pasivos son aquellos que una vez creados generan rentas "sin hacer nada". Por ejemplo, si tengo unas acciones que me generan dividendos o tengo un apartamento que alquilo, me generan rentas "sin hacer nada", por el mero hecho de poseerlos. Los ingresos activos son aquellos que requieren nuesta presencia física y nuestro trabajo continuo. Por ejemplo, si no voy al trabajo no cobro.

Por eso, los pobres son cada vez más pobres, porque se limitan a vender su tiempo por dinero, trabajo por sueldo y así es imposible alcanzar la libertad financiera, y por eso los ricos son cada vez más ricos, porque no venden su tiempo por dinero, no trabajan por dinero, trabajan para crear negocios que les genere dinero. Aspiran a que el dinero trabaje para ellos y no ellos para el dinero. Esa es la gran diferencia entre unos y otros.

Añadir a la cesta