¿Que es lo más importante?

¿Que es más importante? Establecer un orden de prioridades en nuestra vida es esencial para no perder nunca de vista quienes somos y lo que realmente deseamos.

Han transcurrido casi diez años desde que realice por primera vez aquel seminario llamado Pensamiento Creativo. Y cuando reflexiono sobre todos estos años me doy cuenta, de que el tema más persistente en todo mi trabajo; en mis conferencias, cursos y libros ha sido el mensaje de que la vida es importante, de que los objetivos son importantes y que obtener éxito y ser feliz es un asunto esencial para todos los seres humanos.

La mente es la herramienta que todos poseemos para la supervivencia. Es algo que viene a este mundo con nosotros; que usamos, como tantas otras cosas, sin habernos molestado en leer el manual de instrucciones. Usamos nuestra mente como utilizamos nuestro ordenador o nuestra cámara de vídeo, ignorando la mayor parte de sus extraordinarias prestaciones. Sin embargo, la mente es lo único que puede hacernos felices o desafortunados, convertirnos en libres o en esclavos de las circunstancias.

No existe nada tan importante en la vida como la libertad. Pero cuando hablo con la gente me doy cuenta de que muchas personas no son muy conscientes de su esclavitud, ni de las cadenas que los atan. Muchos me dicen: "Como vamos a ser libres si somos constantemente manipulados por la publicidad, por el gobierno y por tantas y tantas cosas que nos amenazan, imponiéndonos un modo de vida a menudo antinatural". En el fondo siempre me parece que están muy satisfechos de no ser libres, puesto que así no son responsables de lo que les sucede. No se dan cuenta de la precariedad de su vida. Son como hojas movidas por el viento al atardecer, basta un soplo más fuerte para ser arrancadas y tiradas al borde del camino.

La mente opera a través de los recuerdos. Ellos son nuestras auténticas cadenas. Lo aprendido se convierte rápidamente en punto de referencia, en elemento de repetición para las situaciones futuras. A veces cuando oigo hablar a algunas personas me da la impresión de que siempre les sucede lo mismo una y otra vez. Cambian las caras, los lugares, pero siempre es el mismo resultado.

Aprender es de vital importancia y nuestra mente contiene infinitos recursos a la espera de ser utilizados. Aquello que no conocemos no existe para nosotros y lo que es aún peor, no lo valoramos. En la escuela hemos aprendido muchas cosas, algunas más útiles que las otras, pero hay unas asignaturas que son de vital importancia y que la escuela no enseña, ni tampoco lo hace la televisión. Creo que deberían enseñarlo los padres. Una de estas asignaturas sería: "Como tener relaciones sanas y duraderas", otra "El valor del dinero: como ganarlo y como gastarlo" otra: "Usa tu mente" y así tantas y tantas...

En mi trabajo a menudo me encuentro con personas con fuertes ganas de superación. Es este deseo que poseen el que les da la fuerza y el poder para adentrarse en su mente - comprendiendo deseos y motivaciones - para abrirse a un mundo nuevo lleno de posibilidades. Todos podemos aprender, todos podemos superarnos y mejorar en cualquier momento de nuestra vida. Las relaciones interpersonales es uno de los factores claves que determinan la vida en plenitud. Recuerda que en las relaciones, como en la vida, existen puertas que no se abren a la primera, que sólo se abren cuando se tira del picaporte dos o tres veces.


Frederic Solergibert Sorni

Licenciado en Filosofía y Letras por la Universidad de Barcelona. Psicoterapeuta y Consultor. Autor de "Lo que no se ve" y Bajo el árbol amigo" libros publicados en España por Ediciones Urano.

Consultor en Astrología Psicológica. Consultas en Madrid, Barcelona y Gran Canaria.

Puedes concertar una cita al teléfono 932 071 003

Para cualquier pregunta puede ponerse en contacto a través de la siguiente dirección: frederic@servisalud.com