Plutón en el signo de capricornio

¿Se acerca el fin del mundo? La presencia de Plutón en Capricornio tiene entre sus variables de significado la de alterar las referencias de estabilidad y de futuro imaginado. La actual situación del mundo árabe, con Túnez y Egipto a la cabeza es un reflejo de ello. 

Algo está sucediendo, quizás no sepamos muy bien qué es lo que ocurre, pero se tiende a percibir un cambio en el signo de los tiempos. Las dictaduras árabes se derrumban y a nivel colectivo algunas personas se sumergen en imágenes del fin del mundo, incluso con fecha concreta, 22 de diciembre del año 2012.

Es también un signo notorio de nuestro tiempo como la creatividad va produciendo libros, películas, series, documentales y artículos en los que el tema del fin de La Tierra, no sólo es un hecho posible, sino también inminente. Un rasgo distintivo y novedoso de los tiempos actuales es que la imaginación colectiva alcance a la destrucción, no solo de un pueblo o nación, sino a la de toda la humanidad. Ya no es King Kong destruyendo Nueva York lo que siembra el terror, sino que es el planeta entero el que sucumbe a las fuerzas invisibles, a los poderes del inconsciente. 

Los motivos por los que, supuestamente, el fin del mundo debe llegar son diversos: catástrofes naturales producto del calentamiento global, epidemias, profecías mayas, castigo divino, invasión extraterrestre, guerra nuclear, lluvia de meteoritos…. 

La realidad, más allá de los sueños proféticos de la humanidad, es que Plutón se encuentra en el signo de Capricornio y al igual que los nacidos en los primeros días de este signo pueden sentir una fuerte tendencia al cambio, a menudo a través de crisis, la humanidad entera siente su influencia transformadora. Se percibe en la conciencia global la necesidad de cambio, la economía se derrumba, información confidencial es revelada y por doquier se alzan voces proclamando un cambio de valores.

La comprensión de la necesidad de cambio actual cabe buscarla en el pasado, desde 1984 a 1998 Neptuno transitó por Capricornio, al igual que Urano desde 1988 al 1995. Esta fue la época de preparación emocional y mental de la humanidad para los momentos actuales, durante este tiempo se acrecienta el deseo de independencia y el sentido de responsabilidad entre los oprimidos, al mismo tiempo que los nacidos en aquella época son los que ahora, a través de las redes sociales, un elemento muy plutoniano, difunden la necesidad de cambio social.

Si prestamos un poco de atención al cine, que es el medio de hacer visibles los sueños, deseos y miedos colectivos, es notorio como en los últimos diez años han proliferado películas como: “El día después”, “2012” o en otra línea, pero vinculada: “Matrix”, “El señor de los anillos”, “Harry Potter” o el mismo “Código Da Vinci”. Lo común entre ellas es que la realidad del mundo está amenazada por fuerzas que no le son visibles, y que operan en el mundo globalmente, produciendo grandes transformaciones.

En última instancia lo que hoy se está destruyendo es la concepción de la supuesta autonomía del Ser Humano en cuanto a creerse gobernante absoluto del mundo, una forma de dictadura personal, creencia  gestada a partir de la ilustración y el iluminismo, del culto a la “Diosa Razón”, lo cual también fue un concepto revolucionario en su tiempo y que se corresponde con el último tránsito de Plutón por Capricornio (1762 -1778). 

Plutón fue descubierto entre el 18 de febrero y el 15 de marzo cuando se encontraba bajo el signo de Cáncer.

Ahora que se encuentra en el signo de Capricornio, su opuesto tomamos conciencia de él. 

Pero ¿estamos realmente ante el fin del mundo? ¿Ha llegado el apocalipsis? ¿O es tan sólo el fin de una época? Para intentar contestar esta pregunta es interesante observar que los primeros grupos apocalípticos aparecen en el mundo judío alrededor del 200 antes de Cristo, con la entrada  de Plutón en Capricornio y en el inicio  de la Era de Piscis. Hoy vuelve a repetirse la posición de Plutón en Capricornio, pero por primera vez con el trasfondo de la Era de Acuario. 

La idea fundamental en los tiempos del apocalipsis es la revelación. Lo oculto sale a la luz y pide la transformación absoluta del orden del cosmos. Estas revelaciones esclarecen diversos aspectos de la realidad. Para algunos de estos grupos apocalípticos Cristo es la Luz, con el poder de iluminar a todos los hombres y todos los lugares, y se inserta en el tiempo;  trabaja dentro y desde el tiempo alterándolo sustancialmente. 

En los textos de Qumrán son relevantes las alusiones a "la expectativa del fin". Este fin significa el "establecimiento del Reino de Dios". De tal modo este "fin apocalíptico" es objeto de esperanza y alegría para quienes lo anunciaban. 

¿Que revela el apocalipsis?  El plan de lo divino para la historia de la humanidad. Desde el punto de vista del autor, el futuro está escrito, pero leer el libro del cielo solo está reservado para seres espirituales. 

Tanto las tradiciones judías como cristianas hablan de una cierta duración del reino mesiánico que está emergiendo. El problema se suscita al tratar de entender esos tiempos de los que se habla, 1000 años, 1260 años, 930 años. La dificultad está en comprender el significado correcto, ya que se ve obstaculizado por la literalidad con la que se quieren aplicar a la proyección del tiempo futuro. Por ejemplo, uno de los recursos es asignar al periodo mesiánico una extensión de tiempo idéntica a un periodo significativo de la historia. Un gran error de muchas corrientes fue el de tomar esos periodos de tiempo de forma literal, de ahí las erradas profecías milenaristas. 

Lo apocalíptico usa moldes temporales muy estructurados y con un diseño perfecto, son como leyes prefiguradas que operan mas allá de las leyes humanas y que se manifiestan en el momento oportuno. Podríamos decir que cada uno de esos momentos históricos, provoca un cambio en el modo de comprender el mundo y marca la caída de los líderes que lo gobiernan. Tanto a nivel terreno Babilonia, Roma, la primera República Francesa, la caída del muro de Berlín, las revueltas actuales en el mundo árabe..., como a nivel psíquico, espiritual simbolizado en el libro del Apocalipsis, en la caída de Satanás o dicho con otras palabras de las fuerzas que pugnan por hacer del mundo el espacio de desarrollo del interés personal o sectario, desconectado absolutamente del sentido comunitario y de la caridad.

Ni Plutón en Capricornio, ni el calendario maya anuncian el fin del mundo, sino el fin de un mundo, un proceso de regeneración que hace emerger todos los elementos perniciosos que afectan a los líderes mundiales y así observamos como los secretos de los gobiernos son revelados, como las conductas impropias de sacerdotes y monjas se hacen públicas, como los pueblos se rebelan contra caducas formas de autoritarismo, como la crisis profundiza haciéndonos ver el autentico rostro de nuestros políticos… y tantas, y tantas situaciones que emergen por doquier. 

La entrada de Plutón en Capricornio ha iniciado un proceso de depuración de todo lo que no tiene vitalidad a nivel político mundial, comenzamos a captar señales de que un nuevo mundo es posible. Durante largo tiempo se ha estado gestando, quizás ahora esté comenzando a nacer. Nacimiento que empieza a generar los primero dolores de parto. Pero, cabe preguntarse ¿cuánto durará el parto? ¿Un año como algunos propagan? No lo creo. Es lógico pensar que el parto de un mundo nuevo puede durar muchos, muchos años. Mientras nosotros nos transformamos obtenemos el poder de transformar el mundo. 


Frederic Solergibert Sorni

Licenciado en Filosofía y Letras por la Universidad de Barcelona. Psicoterapeuta y Consultor. Autor de "Lo que no se ve" y Bajo el árbol amigo" libros publicados en España por Ediciones Urano.

Consultor en Astrología Psicológica. Consultas en Madrid, Barcelona y Gran Canaria.

Puedes concertar una cita al teléfono (34) 932 071 003

Para cualquier pregunta puede ponerse en contacto a través de la siguiente dirección: frederic@servisalud.com